viernes, 30 de diciembre de 2016

Tomar el porno como centro de interés

En el post anterior os hablaba de cómo hay que saber centrarse en las cosas que nos gustan y desearíamos hacer, y hacer una primera toma de contacto con ellas  poniéndole mucha ilusión. Pero ¿y si esa cosa es el porno? ¿Tenemos que aparcarla, a causa de la vergüenza y los tabúes que pesan sobre él?



Ni mucho menos, la cuestión es saber gestionarlo. Y para eso es una buena idea olvidarse un poco de lo que se supone que significa, y de las consideraciones éticas y morales, y tomarlo como una afición sana, y que como todo lo que se toma en su justa medida, no puede traernos más que bien.
Claro está, hablamos de una afición al porno, no de una adicción, que ya sí que significaría tener un problema. El gusto por el sexo, ya sea sexo en grupo, orgías porno o folladas xxx, no quieren decir que seas un depravado ni mucho menos; el truco es saber dejarle su propio espacio en nuestra vida, no vivir para ello sino con ello, como un modo de esparcimiento más que puede hacer que nos realicemos como personas.
También hay que saber distinguir la realidad de la ficción cuando consumimos porno online o gráfico. No pensemos que todas las amas de casa son maduras porno que están deseando ver un hombre para lanzarse sobre ellos; tengamos en cuenta que son actrices que interpretan un papel, y que ese rol está hecho para que el público cree sus propias fantasías y se excite con la idea. Ni tampoco hay que pensar que hombres y mujeres abren sus culos para tener sexo anal tan fácilmente como en los vídeos X; esa práctica tienen tantos detractores como aficionados, y cada persona es un mundo que tiene sus propios gustos y a la que no podemos imponerle los nuestros.
Consumir porno en casa cuando llegamos del trabajo y disfrutamos de un cigarro mientras descansamos; verlo con tu pareja una tarde de domingo para acabar teniendo una buena sesión de sexo; compartir con tus amigos esa afición si es que ellos también la tienen... Todo esto es una forma sana, como digo, de disfrutar del porno, sin violentar a nadie, dejándole su espacio y su tiempo en nuestro día a día, y siendo responsable a la hora de practicarlo.
Y luego no olvidemos que, mal que pese a muchos y liberándonos de absurdos tabúes, el sexo es la mejor y más natural forma de relacionarse que tienen los seres humanos, y el porno, como manifestación artística del sexo, dirigida a excitar al público, no debe resultarnos engorroso ni violento.

domingo, 11 de diciembre de 2016

Sin ilusión no hay proyecto de vida


Bienvenidos a iusoria, un blog de motivación personal en el que intentaremos transmitiros mucha positividad y daros las pautas para ser feliz en la medida de lo posible.

En el título que da pie a este post tenéis la clave para poder tener un proyecto de vida reconfortante y que os llene y es que sin ilusión estás perdido, es muy típico, pero la ilusión es lo último que hay que perder y ya no solo por ti, sino porque la gente que te rodea y que te quiere, luego hay que sacar fuerzas de donde no las haya y sobretodo reinventarte día a día.

Algo fundamental para no perder ilusión es formarte constantemente, cuando uno se estanca va entrando en un círculo vicioso y lo único que hace es lamentarse por la vida que lleva o por la vida que desearía llevar, de hecho esos pensamientos al final te invaden constantemente y es cuando tienes que hacer un "reset" para ver qué has hecho en la vida y qué es lo que quieres hacer con ella

Rodearse de buenas personas es algo también vital, a veces nos empeñamos en seguir manteniendo ciertas amistades que sabemos de antemano que son dañinas y no nos dejan crecer como personas, pues va siendo hora de hacer una purga y seleccionar a aquellas personas que merezcan la pena.

Esto puede sonar algo egoísta, pero mucho más egoísta es que un supuesto amigo te menosprecie o se ría de ti, algo que pasa a diario y aunque en principio tendríamos que tomarlo con humor, varias pequeñas cosas hacen una grande, por lo que siempre será mejor rodearse de gente positiva, humilde, amable y en definitiva, buena.

Hoy os proponemos que os sentéis cuando lleguéis de trabajar y hagáis una lista de todas las cosas que os gustan por muy tonto que os parezca, seguro que de entre todas ellas habrán algunas que destaquen más y lo próximo será ponerse manos a la obra.

Aquí entra en juego la formación de la que os hablaba antes y si por ejemplo siempre habéis querido tocar el piano, es tan sencillo como concertar una cita con un profesor de clases particulares y empezar, sobre todo empezar, el tiempo te dirá si es algo que te llena o por el contrario es lo que te llena plenamente.

Hasta aquí nuestra toma de contacto "online" esperando vuestra participación, ser feliz no es tan difícil y sabes cómo y nosotros tenemos herramientas para lograrlo.